El Fondo Monetario Internacional afirmó este jueves que el Gobierno aún no ha solicitado un nuevo programa con el organismo, que supondría más desembolsos, y que «no hay un cronograma específico» para esta alternativa, poniendo paños fríos a las declaraciones del ministro Luis Caputo que había dicho que estaban conversando sobre el tema. Respaldó además a Rodrigo Valdés, el funcionario del organismo que había sido criticado por el presidente Javier Milei.

También, en una novedad que puede tener impacto en la deuda argentina, el organismo confirmó que está revisando la política de sobrecargos de intereses que cobran a los principales deudores.

En una conferencia de prensa en Washington, la directora de Comunicaciones del Fondo, Julie Kozack, dijo que “desde que se aprobó la octava revisión en julio hemos tenido avances muy positivos en Argentina. El Congreso aprobó medidas fiscales cruciales para mejorar la calidad y la durabilidad de la consolidación fiscal y para apoyar la recuperación y las inversiones de aquí en adelante”.

Y destacó la reforma de Ganancias y “la ley estructural que también ayudará a crear una economía más basada en el mercado y a abordar muchos de los cuellos de botella que enfrenta la Argentina con respecto al crecimiento”.

Kozack dijo que las metas fiscales y de reservas se siguen alcanzando y que se ve una reducción de la inflación y “cierta estabilización de la actividad económica y la demanda”. Pero destacó que “se necesita seguir trabajando para fortalecer la estabilidad, asegurar la recuperación económica” y que el FMI está trabajando con las autoridades argentinas con este fin.

El ministro Luis Caputo había dicho días atrás que los equipos estaban negociando un nuevo acuerdo con el FMI, que incluso podría producir desembolsos adicionales, que serían bienvenidos por el Gobierno para la salida del cepo. Sin embargo, el organismo siempre puso paños fríos a estas iniciativas.

Preguntado sobre el tema, Kozack dijo que “seguimos dentro del marco del mecanismo del EFF (Extended Fund Facility, el programa actual). Nuestra interacción es frecuente y constructiva. El personal técnico mantendrá conversaciones sobre posibles mecanismos nuevos, igual que con cualquier otro miembro del Fondo, una vez que las autoridades lo solicitan formalmente y a esta altura no hay un calendario específico para estas conversaciones”.

Kozack respondió también sobre las críticas del presidente Milei al director del Hemisferio del Departamento Occidental del organismo, el chileno Rodrigo Valdés, quien supervisa las negociaciones con Argentina pero también con otros países de la región. Milei había pedido que removieran de las conversaciones al funcionario, que fue ministro de Economía de Michelle Bachelet, porque, según dice, tendría una mirada izquierdista.

“Es importante señalar que la directora gerente tiene plena confianza en Rodrigo Valdés y en el equipo de altos directivos. Nuestra interacción con las autoridades argentinas sigue siendo activa y constructiva”, dijo Kozack.

La portavoz del Fondo también confirmó que el directorio ejecutivo está analizando una modificación de la política de los sobrecargos de intereses, o las multas que cobra a sus mayores prestatarios, un tema que afecta directamente a la Argentina, que es el mayor deudor del Fondo. Muchas naciones, en particular nuestro país, expresan su preocupación de que los costos se están volviendo irrazonables debido a las mayores tasas de interés de los últimos tiempos.

Kozack dijo que “un examen sobre este tema está en curso ahora en el directorio”. Señaló que están haciendo primero un recuento de la experiencia con los sobrecargos desde 2016, cuando fue el último examen. “Esto quizás ofrezca revisiones de la política actual”, dijo y señaló que hay conversaciones para obtener un consenso sobre el tema ya que cualquier cambio de esta política requiere un 70% de los votos del directorio. Un par de años atrás el board hizo una revisión y desestimó hacer cambios.

La suba de tasas globales tras la pandemia, particularmente de la Reserva Federal de Estados Unidos y el Banco Central Europeo, hicieron que la tasa total de algunos préstamos del FMI se disparara hasta más del 8%, el doble de la pandemia. Los países más endeudados son Argentina, Egipto y Ucrania.

También le preguntaron a Kozack sobre las recientes turbulencias del mercado. “Es inevitable que los países que están pasando por estos tipos de programas de estabilización experimenten períodos de volatilidad. Eso es inevitable, pero la clave aquí es que los responsables de las políticas al examinar esta volatilidad sigan siendo ágiles con las políticas y evolucionen para seguir abordando los desequilibrios macroeconómicos subyacentes y esto es justamente, lo que están haciendo las autoridades argentinas”.

Comparte esta noticia

Por Tucumán en las REDES

El diario digital de los tucumanos

0 0 votes
Article Rating
Subscribe
Notify of
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments
¡Bienvenido a Tucumán en las REDES, estimado usuario! Usted está viendo www.tucumanenlasredes.com. Le da un control total sobre los datos que recogemos y usamos... es el valor principal de nuestro diario digital, ¡y es su derecho! 🍪 Puede cambiar sus preferencias de cookies en cualquier momento. Con su acuerdo, nosotros y nuestros socios usamos cookies o tecnologías similares para almacenar, acceder y procesar datos personales como su visita en este sitio web. Puede retirar su consentimiento u oponerse al procesamiento de datos basado en intereses legítimos en cualquier momento. Nosotros y nuestros socios hacemos el siguiente tratamiento de datos: Anuncios y contenido personalizados, medición de anuncios y del contenido, información sobre el público y desarrollo de productos, Personalised content, content performance measurement, audience data, and product development, Storing and/or accessing information on a terminal,      Configurar y más información
Privacidad